Cuaderno de retazos

4 diciembre, 2012

Bambú

Filed under: Adopción, Arte, Mitología, Leyendas, Cuentos, Historias, Pintura — cuadernoderetazos @ 6:40

Nos gusta el Bambú. Nos  gusta su historia, sus leyendas , ver fotografías de bosques inmensos de bambú y los osos panda,   las películas donde ingrávidos guerreros chinos peléan danzando sobre  las altas  ramas...

Nos gusta el bambú como símbolo de la fuerza y el valor  que nace, no desde el enfrentamiento,  sino desde la flexibilidad y la resistencia.

El bambú es considerado como un símbolo de los valores tradicionales chinos. Es un ejemplo de la armonía entre la naturaleza y los seres humanos. La gente china antigua designaba  el ciruelo, la orquídea, el bambú y el crisantemo como los “cuatro caballeros”.

Se  piensa que su raíz profunda denota firmeza, su tallo alto, recto representa el honor, el hueco interior de su tallo la  modestian y su exterior limpio y espartano ejemplifica la castidad. En la cultura tradicional china, el bambú es un símbolo de la belleza oriental

En la  historia del pueblo chino la siembra y uso del bambú se remonta a 7.000 años. Ya en la dinastía Shang (16 al siglo 11 aC), el bambú se utiliza  en varios aspectos de la vida  diaria. Se utiliza para la alimentación, el vestido, la vivienda, el transporte, los instrumentos musicales  e incluso en las armas. Antes de la dinastía Han del Este (25-220) cuando el papel fue inventado, tiras de bambú se ha utilizado como el  medio de escritura más importante. Los primeros libros chinos fueron hechos a mano a partir de tiras de bambú en cadena.

Estos  valores  lo convierten en uno de los temas más importantes de la pintura china, caligrafía y poesía. Durante miles de años, generaciones de artistas elogiaron  bambú en el nombre de los valores que simboliza.

Nos gustan este género pictórico porque nos ofrece  silencio, elegancia, soledad  y  paz .

Una de las historias sobre bambúes

Un viejo dio unas semillas de bambú a  sus nietos.  Los niños las plantaron y siguiendo su indicación  solían ir a regarlas todas las semanas. Pasaron los  meses. Nada brotaba y los  niños olvidaron las semillas. Todos menos una pequeña nieta que durante años acudió a regar las semilla. Y al final brotó…  Después de plantar la semilla de esta increíble gramínea, no se ve nada durante cinco años, excepto un lento desarrollo de un diminuto brote a partir del bulbo. Durante cinco años, todo el crecimiento es subterráneo, invisible a simple vista, pero una maciza y fibrosa estructura de raíz que se extiende vertical y horizontalmente por la tierra está siendo construida.

 Entonces, al final del quinto año, el bambú chino crece hasta alcanzar una altura de veinticinco metros

Dicen que si al quinto año te sientas y observas el brote de bambú lo puedes ver crecer.

Cuando Yuke pinta bambúes
todo es bambú, nadie es gente.
¿Dije que no ve a la gente?
Tampoco se ve a sí mismo:
Absorto, bambú se vuelve,
Un bambú que crece y crece.
Ido Zhuangzi, ¿quién otro tiene
Este poder de irse sin moverse?

(Su Dongpo, 960-1279))

Chiura Obata

Chiura Obata

En el blog Madre de marte hay una entrada sobre el Bambú, os la recomiendo.

Zhu Licun20

Yu Yen Kou

Yu Yen Kou

Yen Di

Ren Dao

Ren Dao

  • Lou Dahua

    Lou Dahua

Ho Han Yun

Liu Shou Shun

Liu Shou Shun

Hsu Ren Hwa

Hsu Ren Hwa

Ren Tao

Chin Jeng Shin

19 comentarios »

  1. Preciosa imágenes e historia.
    ¿Cómo es es dicho? Hay que ser como el bambú que se dobla con las tempestades pero nunca se rompe.¿puede ser?
    Me ha encantado la entrada. Gracias
    Un saludo

    Me gusta

    Comentario por skjultalviske — 4 diciembre, 2012 @ 9:29

    • Si así es el dicho, creo… mi abuelo decía algo parecido de nuestros juncos… otra planta que me encanta y que casi ya no se ve, al menos por estas tierras.

      Me gusta

      Comentario por cuadernoderetazos — 4 diciembre, 2012 @ 11:18

  2. Preciiso… me gusta el bambú, lo comí alli de dos o tres maneras y el en C.I. he encontrado unos tarros que parecen cafe en polvo, pero su base y otras cosas es el bambú.

    Me gusta

    Comentario por Rosa Ave Fénix — 4 diciembre, 2012 @ 11:06

    • Rosa qué es C.I.
      Nosotras lo hemos probado aquí en ensalada… y en China no sabría decirte cómo estaba preparado… solo que estaba buenísimo.

      Me gusta

      Comentario por cuadernoderetazos — 4 diciembre, 2012 @ 11:17

  3. Holaaaaaaaaa
    A mi también me encanta el bambú. Es más he intentado plantar verde y negro, el verde sobrevive, pero el negro …………..snifffffffff.
    ¿ Habéis visto la Casa de las Dagas Voladoras?? 😀 😀 😀
    Besos casi de puente 😀

    Me gusta

    Comentario por nosht — 4 diciembre, 2012 @ 11:10

    • ¿Negro? no conozco esa variedad. También queremos tener un bambú pero no tenemos sitio en casa 😦
      pero todo se andará.
      Si la hemos visto y es hipnótica… el baile con las mangas del vestido… y la historia… Me has dado una idea la voy a volver a ver, y voy a ver si la puede ver Flor de Canela

      Me gusta

      Comentario por cuadernoderetazos — 4 diciembre, 2012 @ 11:14

      • Yo lo tengo en una macetita, pero leyendote ahora se porque no me crece más 🙂
        Mi fisio tiene toda la terraza rodeada de bambu y toda llena de plantas de todo tipo y es una imagen exquisita 🙂
        Suerte con la peli.
        A mi me encantó
        Besitos

        Me gusta

        Comentario por nosht — 4 diciembre, 2012 @ 11:29

      • La osteópata que trata de aliviar mi dolorida cabeza también tiene una terraza llena de plantas, dice que limpian el ambiente… 🙂

        Me gusta

        Comentario por cuadernoderetazos — 4 diciembre, 2012 @ 11:39

      • Perdone que meta mi cuchara, pero personas que tienen bambù en su patio me han dicho que es un problema, aùn cuando es muy bonito. No permite otra planta en su territorio, su multiplica muy ràpido y aparece de repente, es muy dificil eliminarlo. Hablo de segunda mano, no tengo experiencia al respecto. Nosotros tenemos el “colihue” que es una especie de bambù, se fabrican hermosos muebles, separadores de ambiente, y en el campo, unas rejillas para exprimir uva, que resulta la “chicha”, una bebida muy rica, que cuando fermenta es muy “curadora”. Lo màs importante es que los niños usan los palos de colihue, trabajados, para fabricar “volantines”. Perdonen me explayè demaciado.

        Me gusta

        Comentario por Francisco Vidal — 5 diciembre, 2012 @ 14:50

  4. No recuerdo cuando, leì que los chinos tambien usaban el bambù para matar a sus enemigos; los invitaban a un banquete, y entre los manjares le incluian bambù molido, que son como pequeñas agujitas, le destruian el estòmago. por eso me extraña que se coma. Debo estar equivocado. Linda le leyenda y pinturas.

    Me gusta

    Comentario por Francisco Vidal — 4 diciembre, 2012 @ 13:49

    • No lo se. El bambú que comemos aquí está cocinado. Quizás haya otras maneras de usarlo… incluido esa tan terrible. El ingenio humano es sorprendente para bien y para mal

      Me gusta

      Comentario por cuadernoderetazos — 4 diciembre, 2012 @ 15:01

  5. Supongo que ya conoces esta historia: http://madredemarte.wordpress.com/2011/12/20/ninos-de-bambu/

    A mí me encantó…

    Me gusta

    Comentario por madredemarte — 4 diciembre, 2012 @ 17:33

    • La leí en tu blog. Gracias por el enlace lo añado a la entrada.https://public-api.wordpress.com/rest/?notes_iframe#

      Me gusta

      Comentario por cuadernoderetazos — 5 diciembre, 2012 @ 10:17

      • Es una curiosa historia… que yo saqué de otro blog, que lo había sacado de otro aún… me recuerda a un cuento que me encantaba de pequeña: en un bosque nevado, un conejo encuentra un nabo. Como este día ha tenido la suerte de comer, le lleva el nabo a su amiga la ardilla… la ardilla no está, cuando regresa, la encuentra, pero como ha comido, se lo deja a la puerta de la madriguera del ciervo… así el nabo va pasando de animal en animal, hasta que regresa al conejo.
        Con la historia del bambú sucede algo aún mejor: se puede hacer circular indefinidamente sin que nadie con hambre la haga desaparecer…

        Me gusta

        Comentario por madredemarte — 5 diciembre, 2012 @ 12:38

      • 🙂 Qué cuento tan bonito, no lo conocía. Y la historia del bambú parece ser una de esas historias que ya las llevamos dentro y por eso cuando nos las cuentan la reconocemos y la dejamos marchar.

        Me gusta

        Comentario por cuadernoderetazos — 5 diciembre, 2012 @ 14:26

      • Yo no lo he vuelto a encontrar… y mira que me gustaría.

        Me gusta

        Comentario por madredemarte — 5 diciembre, 2012 @ 14:30

  6. C.I. jejeje… El Corte Inglés!!!!!

    Me gusta

    Comentario por Rosa Ave Fénix — 4 diciembre, 2012 @ 20:06

  7. Preciosa reseña del Bambú, y las obras son sublimes, creo que reflejan esa fuerza y delicadeza del bambú.
    Este es el alimento favorito de los osos Panda!

    Según un estudio britanico, el Bambú está en peligro de extinción por la deforestación masiva de la cual es victima, por lo especial de la tierra donde crecen y por los años que tardan en llegar a la altura correcta. Por esto también el hermoso oso Panda también lo está!! aunque en el caso del oso Panda influyen otros factores, como que son lentos para reproducirse, entre otros.

    Debemos cuidar nuestro medio ambiente, y nuestra hermosa naturaleza!!

    Saludos afectuosos

    Me gusta

    Comentario por Fernanda Rojas Paez — 5 diciembre, 2012 @ 17:54

  8. Muuy bonita entrada!
    Agradecemos mucho por su trabajo!
    Salud!

    Me gusta

    Comentario por Tiberiu — 6 diciembre, 2012 @ 18:20


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: