Cuaderno de retazos

21 junio, 2018

¡Hija mía¡ ¿ me vas a decir qué quieres de mi?

Filed under: Sin categoría — cuadernoderetazos @ 11:54

Si tenéis hijos ya sabréis lo desconcertare que es. ¡Vamos,  que en muchas ocasiones no sabes ni que pensar , ni que hacer¡

Por un lado tu razón  te pide que actúes de una manera. Tu impulsividad y/o emociones te llevan a hacer lo contrario de lo que piensas.

Tu experiencia como hija te lleva a actuar como lo hicieron tus padres o justo a hacer lo contrario de lo que hacían.

张飞(Zhang Fei)-www.kaifineart.com-3

Zhang Fei

Lo que ves a tu alrededor te  encamina en otra dirección y te lleva a cuestionar lo que crees y sientes. Por ejemplo, los grupos de madres y padres en el patio, la literatura sobre ser padres, las opiniones de tutores y profesores, las redes sociales…  te influyen y en ocasiones es lo que te faltaba para sentirte perdida del todo.

Luego está la intuición, que acompañada de la empatía da luz a tus decisiones y a tu forma de actuar y tratar a tu hijo en muchos temas. Y si tu hijo es adoptado todo es un poco mas confuso, más apasionante y mas dificil.

Cuando tu hijo es pequeño las cosas son complejas, pero cuando crecen las cosas  se  hacen  más enrevesadas y el desconcierto crece y crece… no es lo mismo un niño de tres años, que una hija de quince años. Porque a tu confusión y desconcierto se une el suyo.

Así ando … observando disimuladamente los gestos de Canela, leyendo más allá de sus monosílabos y silencios. Porque  ya no se cómo interpretar algunas de las  reacciones y las actitudes de mi hija, que me hacen cuestionarme todo mi hacer como madre “adoptiva”. Si como madre “adoptiva” , porque ser padres adoptivos tiene un plus (¡ya, ya! ya se que hay quien niega esto… allá cada uno con sus creencias). Y este plus  te obliga  además de ser una madre normal y corriente a otras cosas más complejas.

Si hablas porque hablas, si callas porque callas… que no hay  forma de acertar con estos hijos.

Ayer mi desconcierto era tan grande que ya dudaba hasta de mi nombre… así que le pregunto a Canela

              –    ¡Hija mía¡ ¿ me vas a decir qué quieres de mi?

Me coge muy fuerte del brazo  y me dice

              –    Solo tienes que quererme mucho y no abandonarme nunca.

Mi querida y preciosa Canela, eso es bien fácil, te quiero  y no pienso abandonarte  jamás.

Anuncios

4 comentarios »

  1. Iba a escribirte justo lo que te contestó tu hija. Ojalá me hubieran preguntado a mí como has hecho tú con tu hija.

    Le gusta a 2 personas

    Comentario por íñigo l. — 5 julio, 2018 @ 19:35

    • Que texto tan precioso. Me siento tan identificada. Ojalá mi hija fuera capaz de expresar en palabras eso que tu hija ha dicho tan claramente.

      Me gusta

      Comentario por Maria — 1 agosto, 2018 @ 9:06

  2. Acompáñala en su día a día, lo demás vendrá solo. Lo estás haciendo muy bien ( éso de ser Mamá ) felicidades.

    Me gusta

    Comentario por Silvia — 11 julio, 2018 @ 15:46

  3. Las madres que fracasan son aquellas que educan, crían y se comportan como la figura maternal que tuvieron…

    Cuándo las mujeres y los hombres se escuchan a si mismos y avivan su espíritu de resolución instintiva, se vuelven completos: Ellos son sus propios padres.

    Me gusta

    Comentario por Ena — 13 agosto, 2018 @ 0:31


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: